sábado, 31 de enero de 2009

¡¡BTT en carretera!!

¡Que remedio! Y es que el "parte de baja" de las pistas y senderos intransitables por culpa del viento del sábado es bastante larga. Entre los que he visto yo y los que habéis comentado el resto de la Penya están el Mortirolo 2 (o subida desde Can Castellví de la Rierada a Km. 4 de carretera de Molins), el sendero de la central eléctrica de Santa Creu, Mortirolo, sendero de los jabalíes de la Penya del Moro, sendero del salto de agua de Molins, etc. O sea, media Collserola en estado ruinoso betetero. En fin, como dice Colacao -¿quién es Colacao?-, pobre jefe de ruta de mañana.

En cuanto al tema de "darle a los pedales", la semana tiene otro resumen distinto de la anterior: no es la semana de los que entrenan en secreto, no. Esta vez ha sido la semana de...¡¡los "pillados"!! Como dice Colacao, el "poner cámaras" (o sea, coger la bici, ponerse en un cruce a esperar y "pillar" a los ciclistas que por allí pasen) en las zonas más concurridas por la Penya hace que se descubran a los vigoréxicos -¿de qué me suena esto?-.
El miércoles Rosendo, Toni, Paco, Antonio, Manel, Ariño y Xavi fueron "pillados" por Colacao, el detective oficial de la Penya, y el viernes, un servidor "pilló" a Antonio bajando por Can Buxeres (aunque él no me vió a mí) y luego, en el Km 3 de la carretera de Molins, "pillé" a Carlos, el primo de Jorge, mientras yo bajaba hacia el salto de agua (por cierto, ¡agua por un tubo! La Rierada de este año promete).

Por orden cronológico, os cuento. El martes salí a ver como estaban las pistas y, como era lógico, todavía estaban como el domingo. Ya que el domingo fuimos por el Tibidabo, decidí hacer nuestra ruta habitual pero sin el Mortirolo -¡menos mal que lo decidí así!-. En principio, la subida por la zona de Can Gelabert y la Penya del Moro, junto al sendero que enlazaba con el Poni, y la subida de medio Poni Club, estaba despejado. Pero, tras subir hacia los containers de Can Pasqual -había bastantes árboles en malas condiciones en ambos lados de la carretera-, y entrar en la pista de Can Pasqual, ya se empezaba a notar el destrozo ocasionado por el viento, con innumerables ramas y hojas de pino en la pista, aunque sin impedir el paso de la "cabra". Tras bajar la trialera de Mª José, y empezar la bajada hacia los containers de Can Cuiàs, a la altura de la cadena que conduce a la trialera de la torre eléctrica, un pino en medio de la pista me obligó a cargar la bici y sortearlo por la izquierda de la pista. Hay que decir que, en esa zona, eran innumerables los árboles partidos por el viento. ¡Tremendo! Y eso que esa zona está razonablemente protegida, pero..... Justo al lado del pino que ocupaba la pista, hice una foto de otro árbol arrancado de raíz. Tras hacer Tibidabo y otras pistas -al menos el sendero de la Torre de Collserola ya está en buen estado-, intenté bajar por el Mortirolo y, en la primera curva, me encuentro un árbol caído y, por suerte, a un "bttero" esquivándolo a pie. Me informa que, en el resto de la subida, había unos diez árboles atravesando la pista y que la ha tenido que hacer, prácticamente, a pie. ¡Menos mal! Decido evitarlo y hago la subida al Turó de la Coscollera y, por el sendero lateral, bajo a Can Fatjó, que, a pesar de alguna rama, está transitable y, de allí, por la bañera, hacia el Instituto de Sant Just y a casa. O sea que, con un poco de inventiva, se puede hacer un recorrido aceptable por pista. En fin, el resumen del recorrido (no llevaba el GPS, os lo hago con el programa CompeGPS) fue de 32 Km y 990 metros de desnivel positivo acumulado.


Pino arrancado de raíz en la pista de la casa rosa a Can Cuiàs. ¡Así estaba el Tibidabo el domingo!

El miércoles....¡"overbooking" de la Penya encima de la "cabra"! Manel, Ariño y Xavi en la salida "oficial" que, por lo que sé, tuvieron que hacerla a pie. Subieron el Mortirolo y, claro, se encontraron que era pista de obstáculos. Por otra parte, Toni y Rosendo se "cascaron" 40 Km a ¡16,8 Km/h! -están a tope estos "jovencitos"-, con una subida al Poni Club y varias de las rampas duras de nuestra zona. ¡Si lo sé no les recomiendo nada; si ya están "fuertes", imagínate subiendo "Sargantanas" día sí y día también! También Antonio y Paco, por su cuenta, salieron dicho día y, supongo yo, que alguno más que se lo calla.

El jueves......¡no sé, pero seguro que salió alguien! ¡Dejaos ya de "secretitos" y contadlo, bribones!

Ayer, sí puedo decir que "pillé" a Antonio, cuando empezaba yo mi ruta, a eso de las 14:30h -también me "pilló" Andrés, pero él iba a "patita"; por cierto, ¡esos ánimos arriba que, ya verás, que pronto nos das guerra pedaleando!- y, luego, a Carlos. Mi ruta va dedicada, especialmente, a Rosendo: ¿no querías ruta larga? ¡Pues haberme acompañado ayer! La verdad es que, después de varios viernes sin poder hacerla, por diferentes motivos, ayer hice mi "tirada larga" con 54,6 Km a 15,6 Km/h y 1.496 metros de desnivel positivo acumulado (los datos del gráfico que os adjunto son desde el Cuartel del Bruch, a los que sumo, aproximadamente, 4 Km desde RENFE hasta allí). Lo dicho, Rosendo, más de 50 Km que, te aseguro, me dejaron "baldado" aunque contento ya que me sentí bien en todo momento. El recorrido fue: RENFE ("pillada" de Andrés)-Can Buxeres ("pillada" de Antonio)-Nestlé-Cuartel del Bruch-Sant Joan de Déu-Subida a Sant Pere Màrtir-Bajada de la Font Beca-Abocador Sant Just-Sendero del Poni de Sant Just-Institut Sant Just-Can Gelabert-Penya del Moro-Sendero del Poni Club-Medio Poni Club-Containers Can Pasqual-Carretera de Molins a Sant Bartomeu de la Quadra ("pillada" de Carlos)-Salt d'aigua de la Rierada-Carretera de Molins-Containers Can Pasqual-Can Pasqual-Trialera de Mª José-Can Llevallol-Pista de l'Espinagosa-Vallvidrera-Tibidabo-Trialera de bajada de la Torre de Collserola-Vallvidrera-Carretera de Vallvidrera a Barcelona-Carretera de Molins-Turó d'en Cors-Coll de les Torres-Bajada del Poni Club-Turó de la Coscollera-Sendero paralelo de la carretera-Can Fatjó-Sendero de la Bañera-Can Carbonell-Sendero del Poni de Sant Just-Mercado Sant Just-Colegio Alemán-Cruce de la bajada de Sant Pere Màrtir-Nestlé-Can Clota-RENFE. O sea, una salida con medio recorrido por carretera y medio por pista ya que casi todos los senderos que quería intentar estaban en malas condiciones. Eso sí, me sirvió de salida de fondo.



En fin, que otra semana "bttera" más..... Espero que el tiempo -aunque tiene mala pinta; hoy está lloviendo- nos deje un par de horas el domingo....

lunes, 26 de enero de 2009

Leña del árbol caído

Nada mejor refleja lo que vimos ayer, domingo, en nuestra salida que el título del "post". Salida, sí; pedaleo, también. Pero también hicimos algo de campo a través, con bici a cuestas. ¡Impresionante el destrozo que puede causar un viento de más de 100 Km/h en un bosque y sus pistas adyacentes! Y no solo en el Tibidabo -que, de todas maneras, era la zona más dañada-, sino en otras zonas, los árboles caídos en mitad de las pistas y carreteras, con pinos cuyo diámetro era más alto que dos de nosotros juntos, eran la vista más común del día.

Pero vamos a explicarlo brevemente. Salimos a intentar pedalear Cuñao, Ramón, Antonio, Paco, Paco "Lapierre", Alberto, Xavi, Manel, Andrés, Joan, Jorge y Carlos (primo de Jorge). Como siempre, comento el recorrido: RENFE-Carretera de Esplugues-Instituto Sant Just-Can Padrosa-Pista de la Font Beca-Plaça Mireia-Turó d'en Cors-Vallvidrera-La Budellera-Sendero de subida de la Torre de Collserola-Coll de la Vinassa-Pista de bajada del Turó d'en Cors-Can Cortés-Trialera del Andrés (de subida)-Coll de la Vinassa-Carretera de Vallvidrera a Sant Cugat-Vivers de Can Borni-Carretera de les Aigües-Guinda-Plaça Mireia-Can Clota-RENFE. En total fueron 38,5 Km (aunque, todo hay que decirlo, debido a los 9 Km de la carretera de les Aigües y los 4 de bajada desde el Tibidabo, el desnivel no fue excesivo; pero, ¡el ritmo sí lo fue!), aunque no tengo más datos ya que salí con el GPS sin pilas. "¡Desastrao!", que diría más de uno.

Antonio y Paco hicieron de co-jefes de ruta -¡pero esto que es, compañeros; a mí nadie me ayuda cuando me toca a mí!- y, tras recoger a Joan en Sant Just, nos desviamos por el Instituto hacia Can Padrosa y Can Vilà -¡otro domingo sin Mortirolo, increíble!; tampoco hace falta vetarlo de por vida, ¡eh!. Mi comentario del "post" pasado era en "coña"- para hacer la tremenda subida desde ahí hasta la Plaça Mireia, pasando por el Abocador y la Font de la Beca. Desde luego, para empezar, un buen desnivel. Andrés, al que no veía desde la operación, subió fenomenal, a su ritmo, y cuidando su rodilla. ¡Haces bien. compañero! "Piano, piano, s'arriba lontano". Joan, que últimamente sale poco, al menos para mi gusto, muy bien como Andrés. Ya se irá saliendo más y "de aquí a un rato" dando el "hachazo". ¡Animos!

Al final de la subida, con Ramón a tope -¡aún estando resfriado como estaba!- y Paco "Lapierre" en cabeza y los demás resoplando, nos encontramos con Jordi Prieto, que se dirigía a Sant Cugat. Ni que decir que el "pique" -sanote, como todos- entre él y Ramón subiendo hacia el Turó d'en Cors estaba servido y......¡claro está, en cien metros nos sacaron noventa! ¡Vaya dos máquinas!

Tras reagruparnos en el Turó, nos dirigimos por Vallvidrera a la zona de la Budellera, para subir la trialera de la Torre de Collserola y, en la parte trialera, ya empezamos a ver un anticipo de lo que nos íbamos a encontrar. Por todo ello, prácticamente media Penya, optamos por subir por la zona adoquinada y, claro, tuvimos que esperar un buen rato, ya que los compañeros que subieron por la trialera se encontraron varios árboles caídos y tuvieron que seguir a pie.

Al llegar al Coll de la Vinassa (el de los bancos verdes) ya tuvimos que sortear un par de pinos de considerable tamaño que nos impedían el paso y, claro está, el proyecto inicial de bajar por la trialera hacia la carretera de Sant Cugat, lo abortamos y, tras hacernos varias fotos de recuerdo -¡a ver si me las enviáis, Penya, para ponerlas en el "post"!- (va a ser difícil volver a ver semejante destrozo en nuestra querida Collserola), optamos por bajar al Centre d'Informació y la Casa Juana, subir por el punto verde de Vallvidrea y...¡cap a casa!

Pero, fue imposible. Al llegar al cruce de la bajada del Turó d'en Puig con la cadena de abajo de la trialera de Andrés, vimos subir ¡¡por pista ancha!! unos cuantos "btteros" ¡caminando! Llevaban más de un kilómetro subiendo a pie desde el centro de información ya que, cada 10 metros, se encontraban un pino caído en medio de la pista. Tras ello, optamos por dar media vuelta, pero por la trialera de Andrés.

Ya en la misma entrada de la trialera, un pino, cuyo diámetro nos sacaba tres cabezas de altura a todos, era objeto de nuestros comentarios y nuestras fotos. ¡Impresionaba verlo! Y es que, no quiero imaginar que nadie haya salido siquiera a caminar por la zona, el sábado pasado, ya que, desde luego, en BTT habría sido casi suicida. Hicimos la subida de la trialera a fuerte ritmo -decir que, tanto Andrés como Joan ya nos habían dejado en Plaça Mireia: lo dicho antes: ¡ánimo y a recuperarse pronto!- con Ramón y Paco "Lapierre" marcando ritmo, pero dejando siempre "visual" para que los demás no nos desanimásemos demasiado y, tras acabar la trialera, nos dirigimos a los bancos verdes y bajamos hacia la carretera de Vallvidrera, donde se despidió Manel.

Los demás, a rematar el día, pedaleando, al menos, con un buen ritmo por la carretera de les Aigües...¡o eso pensábamos hacer! Ahí estábamos algunos, tras bajar la trialera de las raíces -no confundir con la de los Bomberos, que es otra y realmente complicada. ¿La haremos algún día? ¡Si es así, avisadme, que llevaré la cámara para grabar, en vídeo, las "ostias" seguras que habrán allí!-, con "la escopeta cargada" para meter "plato" y pasar de los 30 Km/h. Pero...., ¡ostras!, también habían árboles en la pista. Ni la carretera de les Aigües se salvó. Eso sí, tras esquivar los obstáculos por un sendero lateral, pudimos reanudar la marcha.

Eso sí, al quedarse "enredados" entre los árboles Ramón y Xavi, nos las prometimos felices los que íbamos por delante, charlando tranquilamente, mientras los esperábamos, a un ritmo tranquilo. Paco "Lapierre" se despidió ya que tenía prisa -¡a ver que día montamos alguna salida de un día por el Penedès, compañero!- y, los demás, como digo, "comentando la jugada". ¿Los demás? ¡¡Noooo!! ¿Dónde está el Cuñao? Mejor lo cuento luego...., je, je.

Ya a punto de llegar al cruce de la carretera de les Aigües con la carretera de Vallvidrera a Barcelona, y, preguntando a Antonio qué les podría pasar a los compañeros que estábamos esperando, oigo por la izquierda algo y, después de oírlo, lo "noto"....¡Sí, alguien me está empujando o queriendo tirarme al suelo! ¿Qué es esto? ¡Es Ramón, pasándome como una locomotora, junto con Xavi! ¡Se acabó la paz! ¿Qué hago? Si sigo a rueda, tal y como iban a más de 30 Km/h, me voy a fundir.....Les sigo, ¡soy un masoca! Fijaos que fuerte íbamos, que acabamos pasando a Paco "Lapierre", ya cerca de la base de ascenso a la Guinda -¡Guindo, cuídate el resfriado!-, que hacía más de diez minutos que se había despedido de nosotros, y que fue incapaz de cogernos. Incluso, yo mismo, tuve que ceder unos metros para reservarme algo para subir la Guinda.

La subida fue buena. Iba yo por delante con Ramón -aprovechamos que Xavi se había liado con el cambio para dar el "hachazo" (¡¡¡Joan: yo dí el hachazo ayer!!!)-, temiendo, tras la paliza de la carretera que, en compañía del "máquina", acabase "pinchando"; pero, no, pude aguantar mínimamente a Ramón ya que, todo hay que decirlo, hizo de "gregario" conmigo e hizo mi subida lo más agradable posible, pero, ¡yendo a ritmo! Al llegar arriba, Ramón decide esperar a Xavi para bajar con él y yo, empiezo la bajada -más que nada porque si me paro me ahogo- y, tras llegar a Plaça Mireia, espero, espero....¡Ostras, no viene nadie! Bueno, sí, al cabo de unos minutos aparecen, bajando a toda leche hacia Hospitalet, Xavi y Ramón.
Y es que, en la bajada del "Matamachos", había, hacia la mitad de la bajada, un árbol caído, justo al acabar la primera parte de la misma, en plena curva a derecha, y que solo dejaba un resquicio, a su derecha, para poder sortearlo. Ya sabéis como bajo yo: se puede decir tranquilo, otros dirían "acojonado"; en fin, elegid lo que más os guste. El caso es que, por otro lado, ya sabéis como baja Xavi. En resumen: ¡¡Banzai!! Y claro, al negociar la curva, se "comió" el arbolito, saliendo por delante de la cabra. O sea, ¡vuelo sin motor! Según contaba Ramón, menos mal que el árbol estaba con sus ramas orientadas hacia la linde de la pista y, por otro lado, Xavi saltó y aterrizó bien. ¡Solo un susto, compañero!

¿Y el Cuñao? ¿Dónde estaba el Cuñao? Después explico..... Por otra parte, no pudimos despedirnos de Antonio y Paco que, seguramente, tras bajar desde la Plaça Mireia, se fueron a casa. Tras llegar Jorge y Carlos -que, también, habían hecho la Guinda-, estuvimos esperando un rato a todos y, al ver que no bajaba nadie, decidimos ir hacia el Depor, donde nos esperaban Joan y Andrés y creíamos que estaba el Cuñao.

Llegando al Depor....¡no estaba el Cuñao! Andrés le llama al móvil. No contesta. Y, finalmente, cuando ya estábamos preocupados... ¡¡llegó el Cuñao!! ¡Ya te vale perderte en la carretera de les Aigües! ¡Ya sé que, ahora, eso parece un bosque, pero, hombre.....!! Menos mal que no decidiste ir en la otra dirección que, si no, apareces en Montcada, je, je.

En fin, que hubo "material" para la tertulia post-salida: el viento, los árboles caídos, el tortazo de Xavi, la "paliza" a más de 30 Km/h por les Aigües, la pérdida de Cuñao, la rodilla de Andrés y, por supuesto, los tremendos bocatas del Depor que llevábamos un tiempo sin probar.

Por otra parte, Rosendo me comenta en un "mailito" cómo les fue por la Montaltbike y, claro está y tal como les avisé, fue un "rompepiernas" de 37 Km que hicieron a 14,3 Km/h (¡buen ritmo, chavales!). Jordi, Toni y él mismo llegaron en un pañuelo, con solo cinco minutos de diferencia de Jordi y Rosendo con Toni. A pesar de sus quejas de que "a partir del kilómetro 30 ya estaban sin fuelle", discrepo de que necesitemos salidas más largas -yo creo que ya tenéis fuelle- ya que, para hacer una pedalada tan exigente con tanto desnivel y trialeras muy técnica, lo que se necesita es entrenar con muchas "Sargantanas" y haciendo trialeras de subida y de bajada, que también las hay, técnicas, en Collserola, como el camino del silencio, la trialera del viaducto, la trialera de los Bomberos o la de la Torrefera, para que, con mejor técnica, las bajadas no sean tan exigentes para brazos y cuerpo en general. Porque, el fondo, haciendo 50 Km de pistas una vez a la semana o cada quince días, ya lo tenéis. Pero, de todas maneras: ¡enhorabuena! Ya tenéis otra al saco. A ver si en la próxima podemos ir más gente de la Penya. ¡Ah! Y ahí pongo una foto vuestra, antes de la salida. ¡Hay que justificar que estuvísteis!

Jordi, Rosendo y Toni en la salida de la Montaltbike 2009. ¡Otra "al saco"!

Para terminar, comentaros que en el apartado de PROXIMOS OBJETIVOS, os "engresco" para hacer la Ruta dels Avencs, en Begues. Es una pedalada por los alrededores de la trialera roja de Les Roques del Barret, con la subida al Sotarró y al Puig Vicenç, cerca de Vallirana. Eso sí, si no la suspenden como el año pasado.... ¡Vamos a ver! Hay dos recorridos de 21 y 42 Km. Podemos salir desde aquí, hacer la ruta corta y volver o, quedando con coches, hacer la larga. Ya se hablará. Mientras, ahí queda eso.

jueves, 22 de enero de 2009

Montaltbike 2009

Una de las primeras pedaladas de la Penya, para este año, se celebra este domingo: la Montaltbike que, en principio, y a fecha de hoy, harán Toni, Jordi, Ramón y Rosendo. Se trata de la típica pedalada que discurre por senderos y traileras -aunque no faltarán las pistas duras de subida, sobre todo la que llega hasta el mismísimo Montalt (596m)- de la zona del Corredor, con un perfil realmente duro de más de 1.300 metros de desnivel positivo acumulado.


Perfil de la Montaltbike 2009. ¡Que os sea leve la subida al Montalt!

Además, compañeros, preparad las tres capas: ¡hará un frío que te c....! No solo debido a la zona y a que es invierno, sino a que se preveen bajadas de temperatura importantes durante el fin de semana. ¡Ya nos contaréis en los comentarios! Eso sí, de premio...: ¡pedazo de maillot! ¡Que pena que yo no pueda ir!



En cuanto a la semana, poco que contar: supongo que Xavi -no sé si solo o acompañado- salió el miércoles, aparte de sus múltiples "spinnings"; ¡así está de fuerte! ¡Descansa un poco! Aunque sería mejor que descansasen Ramón o Jordi o Rosendo o......¡todos!: ¡Que descanséis un poco, os digo!

De los demás no sé nada; o sea que el título del resumen de la semana está claro: Entrenando en secreto.

Por mi parte, hoy, salida ventosa por el Tibidabo. ¡Que miedo bajando Vallvidrera! Un golpe de viento, saliendo de la Budellera, casi me envía al carril contrario, donde, como no, venía un coche de frente: recordé, casi al instante, el accidente de Joan hace unos meses. Por suerte, el golpe de viento no fue tan fuerte, aunque, luego, bajando desde el Turó d'en Cors, cerca del cruce con el Matamachos, creía irme, barranco abajo, hacia la carretera de les Aigües. ¡Uf!

En fin, mi ruta fue: RENFE-Can Clota-Carretera de Esplugues-Mortirolo XL-Containers de Can Pasqual-Can Castellví-Trialera de Mª José-Mas Sauró-Font de Cinto Verdaguer-Ermita de Sta Maria de Vallvidrera-Túnel del torrente de la Budellera-Revolt de les Monges-Subida a la Budellera-Sendero de subida de la Torre de Collserola-Pista pavés a carretera del Tibidabo-Tibidabo-Sendero de bajada de la Torre de Collserola-Vallvidrera-Pista de l'Espinagosa-Turó d'en Cors-Plaça Mireia-Can Clota-RENFE. En total 32,6 Km a 14,3 Km/h y 1.182 metros de desnivel positivo acumulado. Como véis más desnivel que el domingo pasado, pero, al ser más repartido y no hacer paradas de espera, la media sube un poco más...¡Pero solo un poco! En fin, que estábamos "flojitos" hoy.
Lo mejor, sin duda, ver Barcelona desde el Tibidabo, en un día tan claro como hoy. Y, por el negativo, el viento que me ha hecho pasar bastante frío. ¡Gajes del oficio!
El domingo debuta Antonio como jefe de rutas: ¡a ver que preparas, "sponsor"! Ya me explicaréis -no podré estar- como ha ido para narrarlo en el "post" del domingo. Y, los que vaís a Sant Vicenç de Montalt, disfrutad y, al regreso, quiero comentario y fotos. ¡No voy a ser siempre yo el periodista/fotógrafo de la Penya!


domingo, 18 de enero de 2009

Ruta anti-Mortirolo

¡Sí, estoy harto del Mortirolo! ¡Y qué! Bueno, siendo un poco exagerado, la verdad es que solo un poquito. Que serían nuestras salidas -y nuestros entrenos- sin el Mortirolo en cualquiera de sus formas de ascenso; pero, ¡hay que variar de vez en cuando! Y, hoy, siendo yo el jefe de rutas del día, aproveché la ocasión para "meter" una ruta con variantes nuevas.

Hoy hemos salido, como siempre a las 7:45h, ¡¡16!! componentes e invitados de la Penya. Sin duda, el día -al menos de los que yo he salido- en que más gente nos hemos congregado para hacer una ruta. ¡Y eso que estamos en pleno invierno, con frío y con muchas dificultades para "saltar" de la cama y ponernos a pedalear! ¡Parecíamos un grupo de "globeros" al ataque de 100 Km por carretera! Jorge y yo recordábamos dichas salidas -él con su "grupeta" de SEAT y yo cuando salía, hace ya más de 20 años, con el Club Ciclista de Gràcia. Por otro lado, no quiero ni pensar cuántos seremos en una salida de verano...

Pero, al tema. Dichos componentes éramos Xavi, Alberto, Emili, José Luis, Cuñao, Jorge, Ramón, Jordi, Toni, Antonio, Agus, Rosendo, Paco, Paco "Lapierre", Angel y Carlos. Sin duda, un grupo numeroso y, además, como se demostró luego en la ruta, con buen nivel; ya que el recorrido que les propuse fue duro, con más de 1.000 metros de desnivel en los primeros 28 kilómetros y la subida a la Cueña Les Cabres (para "culturilla" de todos: subida de Les Planes, por el barrio de Mas Guimbau, a Can Castellví), aderezada con el paso por Can Castellví (casa rosa) y la subida a los containers de Can Pasqual en la carretera de Molins: una subida de 3,5 Km y 267 metros de desnivel positivo acumulado que quitaron el hipo y la respiración a más de uno.

El recorrido fue: RENFE-Can Clota-Carretera de Esplugues-Institut Sant Just-Can Mèlic-Sendero de Can Ristol-Penya del Moro-Sendero de Can Oliveres-Medio Poni Club-Coll de les Torres-Bajada a containers de Can Cuiàs-Can Llevallol-Mas Sauró-Pantà de Vallvidrera-Ermita de Santa Maria-Sendero del torrent de la Budellera-Carretera de Sant Cugat-Vila Joana-Trialera de Vila Joana-La Cueña les Cabres-Can Castellví-Containers Can Pasqual-Bajada carretera de Molins-Coll de les Torres-Bajada Poni Club-Sendero paralelo a carretera Molins-Bajada de las Palmeras-Can Fatjó-Subida a Can Cuiàs-Turó d'en Cors-Plaça Mireia-RENFE. En total 33,5 Km a 14,1 Km/h y 1.088 metros de desnivel positivo acumulado.




Nada más empezar, Agus nos deja para hacer su ruta e ir cogiendo forma y, por otra parte, sé que Joan, también, hizo la suya. ¡A ver si en breve os encontráis mejor y os unís a nosotros! Y un saludo, Joan. Nos libramos de tus "hachazos", pero no de los de Xavi en el Turó d'en Cors... Pero eso, lo cuento en su momento.

La subida, nueva para muchos, por el sendero de Can Ristol, unido a la parte más dura de la subida a la Penya del Moro, hizo que, casi nada más empezar, ya fuésemos "calentitos" y si, además, enlazamos con Medio Poni Club...¡imaginaos los calificativos que me estaban dedicando! ¡Y aún quedaba la Cueña...! Pero, bueno, salvo Emili y Carlos, recién salidos de una semana resfriados y los que salían por primera vez con nosotros o pueden hacer poco entre semana -Angel:¡espero que no te arrepientas! Las salidas nuestras de domingo no son siempre así, te lo aseguro-, y tal y como comentaba luego Ramón en el almuerzo, las distancias al final de las subidas eran mínimas y los momentos de espera eran, prácticamente, para reagruparnos y no perdernos en los cruces. ¡Muy bien todos, al menos en mi opinión!

El ritmo en el Poni fue tremendo, con Ramón, Jordi y Rosendo marcando ritmo como en casi toda la salida: ¡Ramón con plato grande, al menos cada vez que le veía! ¡Jordi, casi, casi a rueda del "máquina"! ¡Rosendo, a tope: se nota que una semana de esquí en "altitud" le ha llenado de glóbulos rojos y de hematocrito: te vamos a hacer un análisis sorpresa, compañero! Bromas aparte, del resto, nada que desmerecer: al menos, intentamos seguir a los "monstruos" de la Penya que, desgraciadamente, ya no son pocos.

Bajamos al Pantà -bajada larga, fría, aunque soportable: yo, al menos, llevaba tres capas (¡Andrés, ¿cómo lo ves y dónde te metes? Te echamos en falta en el almuerzo: ¡anímate!)- y, allí, momento de relax y "cachondeo" (mejor no cuento el tema de las conversaciones: ya lo soltarà el Guindo o Doraimon -¿quién será Doraimon? Habrá que hacer una "porra" y, luego, desvelarlo- en los comentarios del "post") que aprovechamos para hacernos foto de rigor, en la que solo faltaban Agus y Jordi, que estaba haciendo la foto.


Alberto, Angel, Toni, Rosendo, Antonio (agachado), Xavi, Ramón y Carlos, de pie. Paco, Emili, José Luis, Cuñao, Paco y Jorge, agachados, en el Pantà de Vallvidrera

De ahí, un rato más divertido: bajada al torrente de la Budellera, pasando por el túnel y, ya que no hubo Rierada, al menos, los hice "enfangar" un poco la "cabra" ya que el torrente estaba bien húmedo y embarrado. Y, aprovechando el "relax" momentáneo, hice un vídeo del momento con Ramón, en cabeza, "montando el numerito". Y, si no, vedlo vosotros mismos.

video


Túnel del torrente de la Budellera, cerca del merendero de la ermita de Sant Maria de Vallvidrera
Salida a la carretera y, saliendo un momento de ella, subimos a la Vila Joana y bajamos por el sendero-trialera de la misma, para llegar a la estación de Les Planes. Cogimos el camino lateral izquierdo de la carretera de Sant Cugat para dirigirnos al final del relax: la subida de la Cueña.

Cogimos aire, los que pudimos, y empezamos la subida. Ya he explicado más arriba los números de la misma; mejor no los repito para que no nos ahoguemos de nuevo, solo de pensarlo. No puedo decir mucho; solo lo de siempre: Jordi y Ramón por delante y el resto detrás. ¡Que ritmo! A pesar de que los teníamos siempre a la vista, por supuesto, era imposible cogerlos; pero, el hecho de verlos te obligaba a ir siempre apretando los dientes y, claro, la llegada arriba fue un auténtico respiro....para todos. Además, como he dicho antes, solo tres minutos del primero al último: ya lo dijo José Luis, luego en el almuerzo: el ritmo medio de la Penya es elevado.

Reagrupamiento y, para rematarnos todos, seguimos subiendo hasta los containers de Can Pasqual. En principio, Jordi y el "máquina" se apiadaban de nosotros, acompañándonos en la subida; pero, fue girar la curva de la casa de los "okupas" y....¡adiós! Menos mal que la distancia es corta y no se nos fueron mucho.

Bajada por la carretera de Molins hasta el Coll de les Torres y, tomando la pista del Poni Club, cogemos el sendero lateral de la carretera, para enlazar con el sendero de la bañera; pero, esta vez, Cuñao, Jorge y yo teníamos preparada una sorpresa y, en vez de ello, hicimos el sendero de las palmeras hacia Can Fatjó (Emili y José Luis se fueron, de subida, por el sendero de la Font del Ferro, ya que se encontraron a Miguel, de OBK, y charlaron un rato con él. Por cierto, ¡enhorabuena para OBK por el éxito del nuevo disco!) y, ya dentro de la finca de Can Fatjó: ¡sorpresa para los "freeride" de la Penya! Unas tablas para hacer salto, de considerable inclinación, que teníamos, expresamente, reservadas para nuestro Tomàs (¡nos has fallado, compañero! El vídeo contigo saltando habría sido de escándalo. Otra vez será y, por cierto, desde aquí, ánimos: tu y yo ya sabemos de qué hablamos. Un abrazo). A pesar del intento de "pique" por parte mío y de Cuñao, nadie se atrevió con el asunto. Lo dicho, Cuñao: ¡unas nenazas! Bueno, todo hay que decirlo: tú y yo, tampoco nos habríamos atrevido, je, je.

De ahí, ya solo quedaba el remate; pero, al decir verdad, ¡casi matan y rematan al jefe de rutas! Después de la paliza que llevábamos, ¿qué se me ocurre añadir en la ruta? ¡Subida desde Can Fatjó a la carretera, subida al Turó d'en Cors y "matamachos"! Ya parecía que acabaríamos en términos de tranquilidad cuando a Xavi, Ramón y Rosendo se les ocurre "meter" unos cuantos piñones y "arrear" hacia arriba. ¡Qué horror! La llegada a Plaça Mireia fue, como es lógico, con la lengua fuera. Iban tan rápidos que se "olvidaron" de hacer el Matamachos de Sant Pere Màrtir. Jorge y alguno más sí lo hicieron: meteos unos 80 metros más de desnivel y un kilómetro más de ruta: os los merecéis.

Almuerzo de escándalo: la verdad es que los "bocatas" de Plaça Mireia están mejorando y si, los tomas en buena compañía, mejor. Tomás subió, con sus hijos, a vernos y charlar un rato. Y, al menos, por mi parte, satisfecho de la "paliza" y de cómo salió la ruta.

El domingo que viene sé que Rosendo, Jordi y Toni harán la Montaltbike: una pedalada con buen recorrido, variado y bastante técnico, con mucho sendero. Solo desearos que no esté demasiado embarrado y podáis disfrutarla. El resto......¡más Collserola, más BTT, más amistad y...más almuerzo!

jueves, 15 de enero de 2009

¡Que vivan los días de fiesta entre semana!

Nunca mejor dicho lo del título del "post". Y si esos días de fiesta se pasan haciendo una actividad como la nuestra y en buena compañía, ¡pues, sencillamente, genial! Pero vayamos por partes, resumiendo un poco la semana.

El martes, según Jorge me comenta, salieron él y Cuñao, con una ruta realmente dura: 41 Km con el siguiente recorrido: RENFE-Can Clota-Carretera de Esplugues-Rambla Sant Just-Urbanización Bell Soleig-Penya del Moro-Medio Poni Club-Coll de Can Cuiàs-Can Llevallol-Bajada a Les Planes-Subida de Can Balasc a Can Castellví por la parte dura-Trialera de Mª José-Can Llevallol-Can Cuiàs-Pista de L'Espinagosa-Carretera de les Aigües-Plaça Mireia-Can Clota-RENFE. Lo dicho, realmente dura. Yo calculo unos 1.000 metros de desnivel positivo acumulado.

Un servidor también salió el martes haciendo 29,5 Km a 15,2 Km/h y 780 metros de desnivel positivo acumulado, con una ruta distinta y variada: RENFE-Carretera Esplugues-Institut Sant Just-Can Mèlic-Sendero de Can Bordoi (alguna vez lo hemos hecho de bajada)-Penya del Moro hasta el mirador (¡Dios mío, que últimos 10 metros al ¡¡30%!! de desnivel, que me han obligado a poner pie en suelo, aunque ya os puedo retar porque han quitado los tablones de acceso)-Medio Poni Club-Containers Can Pasqual-Turó de Can Pasqual-Trialera de Mª José-Can Llevallol-Can Cuiàs-Mortirolo-Bajada al Poni Club-Institut Sant Just-Carretera de Esplugues-RENFE. Como véis, mucho desnivel al principio y suave para terminar.

El miércoles, salida de Xavi, esta vez solo, aunque, a veces, se agradece ya que la salida "oficial" entre semana suele ser realmente dura, más por el ritmo que por la duración, aunque, también, y todo hay que decirlo ya a la cara: ¡No creáis que Xavi sale solo los miércoles! Más días y otras cuantas sesiones de "spinning" le hacen estar a tope ahora.

Del resto de compañeros....¿¡Dónde estáis!? ¿Entrenando a escondidas, como siempre? Bueno, sé que Ramón está en Palma..¿Qué haces allí, "stage" de pre-temporada? Tomás, Jordi y Rosendo: ¿haciendo tiradas de 50 Km entre semana? En fin, unos lo contamos todo y otros....

Y, cierro este "post" con la salida de hoy. El caso es que "me han dado fiesta en el trabajo" y ¿qué puedo hacer? ¡BTT, claro está! Además, sabía por un "mail" que Cuñao y Jorge salían hoy a las 09:30h. ¡No podía negarme a semejante panorama! Es mejor que quedarse en casa "sobando". Bueno...., mejor no comparemos.

Además, Jorge se trajo a su primo Carlos, que ya conocía de otras salidas y Toni, otro compañero de SEAT. Parecía iba a ser una salida tranquila, ya que Cuñao y Jorge estaban "tocados" de su salida tremenda del martes, Carlos acababa de salir de una semana de resfriado en la cama, Toni no había salido en una semana y yo, tras la salida del martes, me había dado una "paliza" ayer (10 Km de "running" con una "bestia parda" como compañero, haciéndolos, además, en formato de series). O sea que parecía que iba a haber paz.

El recorrido, montado por Jorge, fue variado y entretenido. Con nada nuevo, eso sí, pero tomándolo en otras direcciones a las habituales y enlazando entre ellas de forma diferente. ¡Bravo, Jorge! Ya veo que, aparte de Xavi y un servidor, alguien se prepara rutas alternativas. El recorrido fue: RENFE-Can Clota-Barrio medieval de Esplugues-Colegio Alemán-Rambla Sant Just-Institut Sant Just-Can Gelabert-Penya del Moro-Sendero de la Penya del Moro-Bajada a Can Messeguer-Mortirolo-Cementera-Subida al merendero de la Creu d'Olorda-Sendero fácil de la central eléctrica-Can Pasqual-Turó de Can Pasqual-Can Castellví-Trialera de Mª José-Can Llevallol-Can Cuiàs-Sendero de la Bañera-Tenis Sant Gervasi-Subida a carretera de Molins-Can Cuiàs-Trialera de las palmeras-Can Fatjó-Can Carbonell-Pista subida al abocador-Sendero del Poni Sant Just-Sant Just por el mercado-Colegio Alemán-Barrio medieval Esplugues-Can Clota-RENFE. En total 35,3 Km a 13,2 Km/h y 1.145 metros de desnivel positivo acumulado. ¡Buena paliza!

Y es que, aunque se quiera ir despacio....Al principio, todos agrupados, pero, ya en la Penya del Moro, Cuñao y Toni ponen un poco de "marcha" al asunto y, claro, ya calentados todos.... En fin, que no hay manera de hacer una salida tranquila. Toni, novato con nosotros, se lo pasó en grande en el sendero de la Penya, a pesar de que alguna piedra y raíz suelta lo complicaba, aunque le "perdonamos" la rampa final de Can Messeguer al 25%. ¡Otro día será! De ahí, enlazamos con el Mortirolo para hacer la subida por asfalto hasta la Ermita de la Creu d'Olorda y, ahí, definitivamente, Cuñao y Jorge notan el trabajo del martes y Toni me "obliga" a poner ritmo. ¡Buena subida! Carlos, claro está, recuperando, poco a poco, debido al resfriado. Toni me recuerda mucho a los primeros días de Tomás y Jordi que te aguantaban bien al principio y, a medida que pasaban los kilómetros, se iban quedando. ¡Y mirad como van ahora! Me temo que con nuestro nuevo compañero va a pasar lo mismo.....

Al llegar a Santa Creu, bajamos dirección Molins para tomar el sendero fácil de la central eléctrica. Estaba en muy buen estado y Toni y yo nos marcamos una buena subida con Jorge y Cuñao no muy lejos (a pesar de vuestra salida del martes, ¡no estábais tan mal, compañeros!). Al llegar Carlos, nos hicimos una foto que casi nos decapita....¡Gajes de hacer fotos con el móvil!
Alberto, Toni, Jorge, Cuñao y Carlos en la carretera de Molins tras salir del sendero de la central eléctrica
Subimos a Can Pasqual, hacemos el Turó y, en vista de que, todavía, había algo de barro, decidimos no hacer la trialera de la torre eléctrica y bajamos por la pista hacia Can Castellví, Trialera de Mª José, Can Llevallol y Can Cuiàs. Hacemos la bajada por la bañera y tras salir al Tenis Sant Gervasi, subimos por asfalto hacia la carretera. Ahí, Toni ya empezó a notar los kilómetros y la exigencia de la ruta; pero, ya veremos en un futuro...
Volvemos a coger la pista hacia la bañera, al llegar a Can Cuiàs, y bajamos los escalones de la bajada de las palmeras (mejor sendero de Can Cuiàs a Sant Pere Màrtir; un poco de "culturilla"), que algo húmedo estaba y, llegamos a la verja de Can Fatjó, donde hay....bueno, mejor lo dejamos en sorpresa pendiente para nuestros amigos "trialeros" (Xavi, Tomás, Jordi, Toni). ¡Preparaos para el domingo, porque la sorpresa que váis a tener hay que hacerla, con vídeo de por medio! Jorge y Cuñao: ¡no digáis nada y guardad la sorpresa! ¿Qué pasará el domingo en la verja de Can Fatjó?
De ahí, bajada al cruce de Can Vilà hacia el Institut, pero giramos a la izquierda para subir al Abocador y meternos en el sendero del bosque del Poni de Sant Just, para, tras pasar por el Colegio Alemán (con un pique mío con Jorge. ¡Todavía tenía ganas Jorge de "marcha", a pesar de la paliza del martes!) y el barrio medieval de Esplugues, llegar a casa con una buena salida y la mejor sensación del momento: ¡Que vivan los días de fiesta entre semana!

lunes, 12 de enero de 2009

¿Rierada, este domingo?

¿Habrá Rierada este domingo? Abro este "post" para ver que opinan El Zorro, Guindo y Doraimon: ¿tendrán lo que hay que tener para hacerla o les dará miedo un poco de agua?

En fin, ya hablando en serio, espero que salga que sí. Las risas que haremos, lo que nos mojaremos y un buen bocata después para comentarlo, pueden conformar un domingo perfecto.

Ahora bien, os garantizo que hay agua a mares. Yo, este domingo, he hecho la Duatló de Viladecans-Valbuena (5 Km corriendo-18 Km de BTT-2,5 Km corriendo) y puedo dar fe del agua que bajaba por la Riera de Sant Climent -habitualmente seca-. O sea que, en la Rierada, no será como en esta foto del año pasado y, espero, que los "novatos" queráis saborearla...


Jorge en el tercer cruce de la primera parte de la Rierada en abril de 2.008

Con respecto a la salida del domingo pasado, espero crónica de alguien y la colgaremos aquí, en este mismo "post". Por mi parte, solo comentar la gran organización y lo bien que me lo pasé en la Duatló de Viladecans (5 Km corriendo, 18 Km de BTT y 2,5 Km corriendo), aunque "chupé" barro "por un tubo". Y para muestra, dos botones.














Alberto en la zona de transición de la Duatló de Viladecans, tras el primer sector de "running" (izquierda) y tras el sector de BTT (derecha)

En fin, que quien no se consuela..... Pero, volvamos al tema del "post": Doraimon, Guindo, Zorro, Paloma torcaz y demás "animales de la granja de la Penya BTT Canigó": ¿nos mojamos este domingo? ¡Venga, no seais nenazas!


jueves, 8 de enero de 2009

Noticias varias y.....¡mucha nieve!

Nieve de la buena la que hemos vivido tanto Andrés (ayer) como yo (hoy). ¡Espectacular! Yo no había visto tanta en nuestra Collserola en todas las salidas de nieve que he hecho (sé que, en el año 2.002 o 2.003 -ya me corregiréis, si me equivoco-, Andrés y Xavi ¡¡"esquiaron" con la "cabra" de la nieve que había!!).

Pero ha habido más noticias y hay que poner el "blog" al día. Por gentileza de Rosendo, que me envió un mensaje al respecto, puedo comentar la salida del domingo pasado -sólo un pero: alguna foto o vídeo falta para dar un poco de "salsa" al comentario, compañeros; ya llegará-.
Salieron Xavi, Emili, Antonio, Paco, Ramón, Toni, Tomás y Rosendo con la agradable noticia de que...¡Andrés, sí, Andrés (¡¡tiembla, Cuñao, cuando se ponga en forma!!) les acompañó en un tramo del recorrido! Pero, ¡vaya tramo se "cascó" el tío!: nada menos que la subida a la Plaça Mireia desde el Instituto de Sant Just, por la Font del Ferro.

El recorrido fue de 32 Km medido desde Sant Just: Instituto-Subida de la Font Beca-Font del Ferro-Plaça Mireia-La Guinda-Turó d'en Cors-Pista de L'Espinagosa-Can Cuiàs-Can Llevallol-Pantà de Vallvidrera-Ermita Sta Maria-Revolt de les Monges-Tibidabo-Vivers de Can Borni-Trialera de Can Borni (¡No, Rosendo, no! Por lo que me explicas, no bajastéis por la trialera de los Bomberos; está más arriba, cerca de la Escola Judicial y es realmente "kamikaze" . Ya la haremos algún día, aunque yo, lógicamente, a pie, je, je)-Carretera de les Aigües-Plaça Mireia.

Rosendo, Xavi y Ramón a ¡¡34 Km/h!! por la Carretera de les Aigües...¡no me he puesto a esa velocidad ni cuando venían los Prieto e iba a su rueda! Ya había oído que Xavi se ha puesto "como una moto": rendimiento de hacer "spinning". Me parece que yo también voy a hacer.... Si a eso, según dice Rosendo, Emili se está poniendo a punto y Andrés, medio cojo, ya sube lo que sube, ¡mejor me pongo a entrenar toda la semana!

El lunes, claro, tuve que salir yo (a recuperar los días perdidos). Hice 30 Km a 16,8 Km/h con 831 metros de desnivel y el recorrido fue típico de los nuestros: RENFE-Can Buxeres-Esplugues-Institut Sant Just-Can Gelabert-Penya del Moro-Medio Mortirolo-Containers Can Cuiàs-Turó d'en Cors-Pista L'Espinagosa-Can Llevallol-Trialera Mª José-Can Castellví (casa rosa)-Can Pasqual-Carretera de Molins-Tenis Sant Gervasi-Can Carbonell-Institut Sant Just-Carretera Esplugues-Can Clota-RENFE.

Fui a buen ritmo. Tenía ganas, ya que llevaba casi quince días sin coger la bici. Pero, lo que más me sorprendió es que, poco a poco, al parecer, están "culturizando" Collserola. ¡Ya era hora! Se han acabado los términos de "Mortirolo", "containers de abajo", "guinda" y otros "inventos" de mis amigos y compañeros de Penya. A partir de ahora, al llegar a un punto típico de la ruta, nos paramos y aprendemos correctamente el lugar donde estamos: ¡un poco de "culturilla geográfica" no os vendrá mal! Y es que, me encontré varios de dichos lugares con su rótulo y su nombre "com Déu mana". Y si no mirad las fotos...




















¿Mortirolo? ¡No, Coll de les Torres! ¿Containers de abajo? ¡No, Coll de Can Cuiàs!

El día de Reyes.....¡Supongo, bribones, que no saldríais el día de Reyes! Aunque, entrenando en secreto, más de alguno lo habrá hecho. ¡Es que no paramos en esta Penya ni por Navidad! Bueno, ya diréis en los comentarios.

Pero, vayamos a lo bueno. Hoy, un servidor...¡que gozada! No hay palabras para describir una salida como la de hoy, disfrutando de la nieve y de las vistas de postal que nos genera. Además, imaginaba yo, iba a ser el primero de la Penya en verla.....¡Noooooooo! ¡Andrés se me ha adelantado! Y es que llevamos un "pique" él y yo para ver quien es el primero. Mirad como no se olvida de poner la fecha en sus fotos para que quede claro.


Andrés en la "farinada" del Tibidado. ¡Hace solo dos meses se operó de la rodilla! ¡Un campeón!

Me imagino que mi compañero Andrés -¡me alegro de que ya llegues hasta el Tibidabo; parece que esa "plastia" funciona tan bien como la mía!- hizo una salida parecida a la mía. Mi recorrido fue el siguiente: RENFE-Instituto de Sant Just-Pistas de tenis de Sant Gervasi-Can Cuiàs-Pista de L'Espinagosa-Vallvidrera-La Budellera-Trialera de subida de la Torre de Collserola-Tibidabo-Bajada del Tibidabo por el hotel-Vallvidrera-Bajada Pista L'Espinagosa-Can Cuiàs-Can Llevallol-Can Castellví-Can Pasqual-Bajada carretera de Molins-Bajada Poni Club-Institut Sant Just-Carretera Esplugues-RENFE. 30 Km a 15,1 Km/h y 833 metros de desnivel positivo acumulado.

¿Y cuantas capas llevaba? Tres, como dice Andrés, que todo lo ve. Y no llevaba más porque no me entraban. Eso sí, además, llevaba unos guantes de segunda capa de repuesto y unas "bragas" en el cuello. En fin, "superequipado" y la verdad, menos los segundos pares de guantes, no me sobró nada.

Tras subir las pistas de tenis, primera sorpresa: ya en los containers de Can Cuiàs, a solo 300 metros de altura, ¡ya había nieve! Y, entrando en la pista del Turó de l'Espinagosa...¡aún más!


¡Nieve en la pista de L'Espinagosa!

O sea que, ¡esto prometía! Además, según mi termómetro de muñeca, estábamos en 0 grados. Bueno, al menos, no haría tanto frío. ¡Iluso! Lo que me esperaba después. El caso es que, ya animado ante la presencia de la nieve, me dirigí a mis lugares favoritos en espera de encontrarme un buen lugar para hacer mis fotos de rigor: ¡hacia la Budellera!

Nada más llegar, tras dejar la carretera del Tibidabo, inicio la bajada por Can Mandó; me hago mi primera foto (¡sí, Xavi, en la misma curva donde siempre me la hago, para variar!), pero decido volver hacia atrás ya que bajar por el Revolt de les Monges, con la cantidad de hielo y fango que había, habría sido muy complicado. Mirando el hielo, me entra frío de repente y miro por curiosidad el termómetro, que lo tenía "abandonado": ¡-2 grados!


Mi foto favorita: en la curva de Can Mandó en la pista de la Budellera. Este año, poca nieve

Decido, entonces, subir por la trialera de la Torre de Collserola, para a mitad de camino, desviarme en el poste y entrar en la carretera adoquinada (¡hasta pavés he hecho hoy, además de patinaje sobre hielo y nieve!) hacia el Tibidabo. A pesar de la nieve y de, como en casi toda la ruta, hacer crepitar mis ruedas sobre los cubitos de hielo que iba pasando, se podía subir bien y, claro, lo he plasmado en un pequeño vídeo.

video

Subiendo la parte inicial de la trialera de la Torre de Collserola

Subo al Tibidabo y, tras cruzarme con otro par de osados ciclistas, paro a uno de ellos para intercambiar fotos y palabras. Uno de ellos, también llevaba termómetro y venía de Sant Medir, donde le marcó ¡¡¡-7 grados!!! ¡Terrible!. Y, bajando por el lado del hotel, la vista era ya espectacular con toda la ladera nevada, con los pinos y robles "escupiendo" copos de nieve que me caían encima del casco. Y, claro, paré a hacerme otra foto, muy similar a la de Andrés, con toda la "farinada" a mi alrededor.













Fotos en el Tibidabo: con la Torre de Collserola al fondo y en la curva del hotel mirando hacia la Font Groga

Sigo bajando y la vista sigue siendo magnífica. Cuando hago la curva pasado el hotel para dirigirme al cruce de Sant Cugat, ver toda la nueva montaña rusa del parque de atracciones y su ladera en blanco, con el contraste de la ermita del Tibidado al fondo, fue otro de esos momentos para recordar. Allí ya decido finalizar la ruta y bajar por Vallvidrera -¡me tuve que tapar la cara con la "braga" que nos dieron en una Pedalada de Collserola-Nou Barris del frío que tenía!- hasta casa. Pero..., ¿cómo estará Can Pasqual si aquí está todo nevado? Decido comprobarlo.

Bajo nuevamente por la Espinagosa y, claro, no es lo mismo que subiendo y, en una curva con un poco de hielo.....¡al suelo! Al menos, fue sin consecuencias. Llego a Can Cuiàs y, tras la curva de Can Llevallol (la que siempre está embarrada o con agua en casi todo el invierno), con su charco totalmente cubierto de hielo, me dirijo hacia la casa rosa y, tras descartar la trialera de María José, llego hasta Can Castellví y, empiezo la subida hacia Can Pasqual y, con ello, el espectáculo.



La trialera de Mª José, impracticable y con nieve

Todo lleno de nieve, con placas de hielo y, según mi termómetro, ¡¡-4 grados!! en la segunda curva de subida, donde no da el sol en todo el año. Casi me paro a poner mis segundos pares de guantes; los pies, ni los sentía. Pero, el espectáculo de pasar por allí, nevando ligeramente y con los árboles echando nieve de sus hojas, continuamente....En fin, es mejor verlo que contarlo. Hago foto del cruce de la pista con la de la cadena hacia los Turons y me cruzo con dos "btteros" que inician dicha subida y charlamos un poco. Ellos venían de la Sargantana que, también, en sus partes umbrías, estaban nevadas. ¡Por fin un invierno "com cal"!


La subida al Turó de Can Pasqual, totalmente nevada

Ya satisfecho del todo, bajo por la carretera, el Poni Club y, tras pasar por el Instituto de Sant Just, la carretera de Esplugues y la bajada del CETIR por las obras -¡a ver cuando os animáis, Xavi y demás "sprinters", ya que, con el semáforo en verde, podemos recordar nuestros "sprints" de antaño, bajando por la carretera de Can Buxeres!-, llego a casa con una satisfacción enorme -que habría sido mayor de haber ido con alguno de vosotros compartiendo las increíbles vistas-, dándome igual, por una vez, el frío, el tiempo, la media y el desnivel de la ruta. Espero que el tiempo os respete hasta el domingo y se mantenga bien la nieve para que podáis disfrutarla.

En fin, Agus, ahí el reto como jefe de ruta. Te recomiendo ir al Tibidado el domingo (eso sí, tú mandas, está claro).
"Post" largo hoy. Había cosas que contar y fotos que poner. Amigo Andrés, como ves soy deportivo, lo reconozco: ¡este año me has ganado tú, ya veremos el siguiente! Pero eso sí, seguro que, a disfrutar de la salida, no me habrás ganado. Ahí hemos quedado empatados: ¡habrá sido espectacular tanto tu salida como la mía!

domingo, 4 de enero de 2009

Los turrones y la BTT: ¡Incompatibles!

¡Pero ya hemos acabado de comerlos, supongo! Yo, la verdad, he acabado hasta los h.... Pero, claro, la Navidad tiene esto y la BTT lo acaba pagando. En mi caso, ¡he cogido la "cabra" un solo día desde el 14 de diciembre! Eso sí, me he mantenido corriendo un poco por la montaña.
Supongo que en la próxima semana, podré cogerla más y, cuando os vea, intentaré recordar como se cambia de marcha, je, je.

Vosotros, veo que igual ya que el "blog" tiene pocos comentarios, aunque Xavi y Cuñao han ido "manteniendo la llama". ¡Hay algunos que no perdonáis ni en Navidad! Por cierto, os pongo foto de grupo con equipación nueva: ¡menudo equipazo! A ver si el domingo que viene regresamos a la normalidad, con un montón de gente en la salida....


Como decís en vuestras notas, se ha salido en 28 de diciembre y hoy, como salidas oficiales (ya véis que para el próximo día 11 os he cambiado jefe de rutas, siguiendo la rotación que siempre ponemos); aunque sé de buena tinta que casi todos (y casi todos los días) habéis salido.

En fin, os pongo este pequeño "post" para iros "despertando" y deseando que os pongáis en forma en seguida, al menos para poder hacer sudar a nuestro querido Andrés (que, creo, que ya ha empezado a montarse en la bici) y, sobre todo, para el objetivo anual de la Penya: el Cabrerès 2009, que ya tiene fecha (24 de mayo) y que, los "novatos" deberías apuntaros en agenda ya que es algo que no se debe perder un "bttero" ni lesionado.


Y, ya que hemos empezado el 2.009, desearos, de nuevo, a todos: ¡buenas pedaladas, buenos almuerzos y buena camaradería! Y, para acabar, y teniendo en cuenta que ya es un miembro más de la comunidad de internautas y, probablemente, podrá ya leer estas líneas, un recuerdo especial para Albert, en estas fechas tan señaladas y que están siendo difíciles para él, con el deseo de vernos más veces, sea encima de la "cabra" como almorzando en nuestro querido Depor: Anims, Albert i una forta abraçada!